Trump le cobra deuda a Puerto Rico luego de ser afectado por huracanes

La deuda pública que pesa sobre Puerto Rico y su pueblo —nación que no cuenta con autonomía en política financiera por ser colonia de Estados Unidos— fueron remarcadas el pasado martes por el presidente norteamericano, Donald Trump, pese a que la isla enfrenta en este momento los efectos devastadores dejados por el paso de los huracanes Irma y María.

Tan sólo el huracán María dejó como saldo la muerte a una decena de personas en la isla, así como pérdidas entre 34.000 y 72.000 millones de dólares, calculadas por la consultora estadounidense Air Worldwide, indica Telesur.

“Gran parte de la isla fue destruida, con miles de millones de dólares que se deben a Wall Street y a los bancos, con lo que tristemente hay que lidiar”, escribió Trump en su cuenta en Twitter.

Puerto Rico adeuda 12.096 millones de dólares en bonos y cerca de 240 millones de dólares a empresas que prestan servicios al Gobierno. La deuda pública total está estimada en 70 mil millones de dólares, indica Telesur en su portal web.

El pasado mes de mayo, el gobernador de la isla,  Ricardo Rosselló, declaró a Puerto Rico en bancarrota, con lo que el gobierno local busca reestructurar su deuda.

En la isla hay 3 millones 411 mil 307 ciudadanos de los que el 43,5 % vive en estado de pobreza (1.466.862 personas) –indican datos oficiales de la Oficina de Censo de Estados Unidos divulgados en su portal web–, además viven en viviendas vulnerables, con techos de zinc y madera, que resultaron afectadas por el huracán María, refieren medios internacionales.

Por su condición de “Estado Libre Asociado“, Washington decide todo lo relacionado con el sistema financiero, las relaciones exteriores, la migración y el comercio de este territorio. Puerto Rico no puede hacer tratados comerciales con ningún país ni recibir en sus puertos barcos con banderas diferentes a las de Estados Unidos, bajo la ley “Jones Act”, que rige desde 1920.

Tras 10 días de emergencia, este jueves Trump cedió ante la presión de los legisladores y permitió que barcos extranjeros lleven suministros a la isla para atender a los afectados por los huracanes, indica EFE.

Esta decisión será solo por diez días y permitirá que todos los barcos, sin importar su bandera, abastezcan a Puerto Rico con cualquier producto, incluidos combustibles, agua y alimentos, debido a que la población comenzó a padecer la escasez de estos servicios.

AVN.

Lea también

Delcy Rodríguez ratificó llamado a gobernadores opositores a juramentarse ante ANC

  La presidenta de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Delcy Rodríguez, ratificó este sábado el …